Darle mantenimiento y aplicar medidas preventivas a tu vivienda en época de lluvias, más allá de mantener tu hogar a salvo y bonito, te ayuda a conservar el valor de tu patrimonio.
No queremos que por culpa de una gotera tus muebles se mojen o una puerta mal sellada en conjunto con una alcantarilla tapada provoquen una inundación en tu casa.
Para prevenir que te sorprenda un aguacero es importante que tomes en cuenta algunos consejos:
• Limpia tu azotea y bajantes de cualquier basura, escombro u hojas de árboles que pudieran provocar acumulaciones de humedad.
• Impermeabiliza azoteas; lo ideal es hacerlo antes de la época de mayores precipitaciones, pero si ya no lo hiciste este año, existen productos de secado rápido los cuales son más costosos que los comunes, pero se vuelven una solución a esas molestas goteras.
• Checa que puertas y ventanas se encuentren en perfectas condiciones. Además sella puntos donde se pudiera filtrar el agua.
• Limpia constantemente el alcantarillado de residuos sólidos y deshechos para prevenir el estancamiento y facilitar el flujo de agua.
• En caso de que haya tormenta eléctrica o lluvias con mucho viento desconecta la electricidad de toda la casa. Es común que por la fuerza de las descargas los fusibles no interrumpan el voltaje y esto podría afectar a tus electrodomésticos.
• Dale un vistazo a los cables eléctricos que estén expuestos a la intemperie y recúbrelos de ser necesario, pues el Sol daña a determinado tiempo el plástico aislante de los cables.
• Poda árboles que con las lluvias representen una amenaza a la integridad de las personas y de tu casa en caso de caer.
Espero que estos tips te ayuden a recordar las acciones que hay que tomar para evitar que el Dios Tláloc te sorprenda y haga de las suyas en tu hogar.

Ponerte en manos de un experto siempre será una inversión para tu patrimonio.

Por:

Arq. Pedro Gzz. Candanedo
pedrogzzcandanedo@gmail.com

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.